Cambio climático y su huella en la producción de alimentos

El cambio climático es una realidad que impacta ya de manera negativa en la producción de alimentos y causa otros daños en el campo
Cambio climático y su huella en la producción de alimentos
El cambio climático es una realidad que impacta ya de manera negativa en la producción de alimentos y causa otros daños en el campo

Mónica Elizama Ruiz Torres *

Hace algunos años, en el 2018, causaban indignación las declaraciones del entonces presidente de los Estados Unidos de Norteamérica, Donald Trump, acerca del cambio climático. “No me lo creo”, fueron sus palabras, y con ello echó abajo años de investigación y las opiniones de especialistas en materia de salud, economía, agricultura y medio ambiente.

A partir de entonces los medios de comunicación, agencias de desarrollo y asociaciones de la sociedad civil se empeñaron en hacer visibles los efectos del calentamiento global en todas las áreas posibles, la ONU, por ejemplo, ha colocado la mitigación del calentamiento global como uno de los 17 objetivos del desarrollo sostenible. Pero

¿Qué es el cambio climático y cómo afecta a las familias campesinas?

El cambio climático se refiere a los cambios a largo plazo de las temperaturas y patrones climáticos. Estos, pueden ser naturales, a través de las variaciones del ciclo solar, pero desde mediados del siglo XIX las actividades humanas han sido el principal motor del calentamiento global, debido principalmente a la quema de combustibles fósiles como carbón, petróleo y gas [1].

El cambio climático nos afecta de diversas maneras, pero trataré de enfocarme en el impacto que está teniendo en la capacidad de cultivar nuestros alimentos. Pese a todos los avances tecnológicos en materia agropecuaria, tales como mejoramiento genético de semillas, sistemas de riego, técnicas de siembra, fertilización, cosecha, y uso de herramientas digitales, el clima sigue siendo uno de factores clave y determinantes para el cultivo de alimentos y la crianza animal.

Eventos climáticos extremos impactan cultivo de alimentos

La alteración en los ciclos de lluvia, el incremento de eventos climáticos extremos como sequías, huracanes, inundaciones, olas de calor, entre otros, han impactado enormemente la forma de cultivar alimentos y por ende a las familias campesinas.

Desde tiempos antiguos, los ciclos agrícolas han sido pensados con respecto a la temporada de lluvias, no por nada, algunas de las fiestas religiosas y seculares están directamente relacionadas con el inicio y termino de la temporada de lluvias, marcando así las épocas de siembra y de cosecha.

El cambio climático en el agro mexiquense

Un ejemplo de ello, en Atlatlauca, Estado de México, dos veces al año, al inicio y al final de la temporada de lluvias, los habitantes de la región realizan una peregrinación hacia el cerro cercano. Esta marcha es dirigida por los llamados “saudinos”, también conocidos como “graniceros”, quienes son personas que han recibido el impacto de un rayo y al sobrevivir se les confiere habilidades de curanderos, además dentro de la ideología social, pueden hacer llover.

Esta peregrinación tiene por objetivo realizar rituales y ofrendas para la apertura y cierre de las compuertas de agua y de esta forma asegurar las cosechas de la región, además a las familias les funciona como un espacio recreativo donde es posible estrechar lazos sociales.

Sin embargo, a causa de las alteraciones climáticas, este tipo de prácticas han sido desplazadas y cada vez, se ven menos, puesto que las lluvias han perdido su patrón visible por lo que no es posible determinar el principio y el fin de la temporada.

Cada vez hay menos agua para el riego de milpas

Otro ejemplo del impacto del cambio climático en las familias campesinas se presenta en el municipio de Aculco, Estado de México. Tradicionalmente los productores agropecuarios de la región recibían de la presa Ñadó, a lo largo de la temporada de secas, siete riegos mensuales para el mantenimiento de las praderas que alimentan el ganado, y un riego anual previo a la siembra de maíz. Sin embargo, debido a que, en los últimos años la temporada de sequía se ha extendido, la presa no ha almacenado su capacidad total, por lo que ha sido imposible cubrir la totalidad de los riegos.

En el último ciclo agrícola, 2021, los productores solo recibieron tres riegos para pradera y no se pudo cubrir el de maíz, esto ocasionó inevitablemente la escasez en los insumos de alimentación para el ganado y por ende un alza en los precios, haciendo que para el productor cada vez sea más difícil el mantenimiento del sistema agropecuario.

¿Qué hacer para mitigar el calentamiento global?

El cambio climático es una realidad que, nos exige tomar conciencia sobre el impacto que como seres humanos estamos teniendo sobre el medio ambiente. Garantizar un futuro económicamente viable, tanto para zonas urbanas como rurales, es posible, pero se necesita tomar acciones de forma inmediata que nos obliguen a reducir las emisiones, ahorrar energía, renovar bosques, reutilizar y reciclar.

 

  • Doctora en Ciencias Agropecuarias y Recursos Naturales

Correo electrónico: monica.ruiz.torres24@gmail.com

 

[1] ONU (2022). ¿Qué es el cambio climático?, Organización de las Naciones Unidas. Disponible en: https://www.un.org/es/climatechange/what-is-climate-change

Miercoles 10 de Agosto del 2022 6:32 am