Se advierten ya signos del fracaso del Estado mexicano

TOLUCA, México, 30 de Agosto.- La fuerza pública está en manos del narcotráfico, al igual que el pago por derecho de piso y hoy en día la propia ciudadanía decide acudir con los narcos antes que a los tribunales, lo que demuestra que México tiene signos de ser un Estado fallido y fracasado.\rAsí lo dio a conocer el diputado federal, Jaime Cárdenas Gracia, durante la conferencia magistral “El Sistema de Justicia en México en el siglo XXI”, organizada por la Contraloría de la Legislatura mexiquense en el marco del Bicentenario de la Independencia y Centenario de la Revolución.\rExplicó que aunque hace unas semanas el presidente Felipe Calderón Hinojosa aseguró que no estábamos en un Estado fallido, puesto que este significado se logra cuando las autoridades ya no tienen el control, habría que preguntarse si las funciones en realidad están en manos del Estado.\rEn este sentido, indicó que la fuerza pública se ha puesto en duda en algunos estados como Michoacán y Guerrero, pues ha sido penetrada por el crimen organizado, lo que significa que “el control de la fuerza pública está en manos del narcotráfico o el crimen organizado”.\rRespecto a las contribuciones del pago de impuesto, subrayó que en estados como Chihuahua quien cobra el derecho de piso para que los comercios se mantengan funcionando también es el crimen organizado, lo que ha ocasionado que miles de negocios hayan cerrado.\r“Lo peor es que no sólo se les cobra derecho de piso, sino que se les pide que expendan droga”.\rEn ciudades como Saltillo son los capos los que fijan la tasa de interés que cobran los agiotistas, lo que se suma a que las disputas ya no se reconducen a los tribunales puesto que la gente acude a los capos para que los ayuden a hacer justicia.\r “Todos estos hechos, que no se presentan de manera absoluta, si muestran signos preocupantes en que México está comenzando a ser Estado fallido o fracasado”, insistió.\rHizo referencia a la importancia de que en México se genere una acción de tutela, mediante la cual la Corte garantice derechos económicos culturales y sociales.\r“En la actualidad, a la clase política no le interesa hacer válidos estos derechos pues, por el contrario, le convienen el clientelismo y el corporativismo que les dan engrandecimiento y posibilidades políticas”.\r

Sábado 13 de Agosto del 2022 4:42 pm