Robos, personas golpeadas y graves abusos, denuncian en operativo de captura a “La Barbie”

LERMA, México, 31 de Agosto.- Por lo menos siete personas severamente lesionadas, una camioneta baleada y el robo de 160 mil pesos, fue lo que dejó en la comunidad La Cañada, del municipio de Lerma, el operativo de la Secretaría de Seguridad Pública en el que se detuvo al presunto jefe de sicarios de los hermanos Beltrán Leyva, Edgar Valdez Villarreal, alias “La Barbie”.\rVecinos de esta serrana localidad, localizada a unos 15 minutos de Toluca y a 25 de la capital del país, relataron horrorizados como, al filo de las 15:40 horas del lunes, arribó un convoy de patrullas de la Secretaría de Seguridad Pública, con decenas de hombres uniformados con armas largas y el rostro cubierto con pasamontañas.\r“Amenazaron a todo el pueblo, llegaron y tiraron al piso a todos los que andaban en la calle. A todos nos amenazaron, dijeron que si nos levantábamos nos íbamos a morir”, relató quien únicamente se identificó como “Juan”, por miedo a mayores represalias.\rTambién explicó que al término del “operativo” de la policía federal acudieron a la delegación de la Procuraduría General de la República (PGR), en Toluca, a tratar de denunciar una denuncia por abuso de autoridad; sin embargo, el agente del Ministerio Público no quiso tomar su declaración.\r“¿Qué no saben a quién detuvieron? ¿Qué no saben que agarraron a uno de los delincuentes más peligrosos? Nos preguntaron, pero nosotros les respondimos que lo único que nosotros sabíamos es que somos gente de paz que fue atropellada por los federales”, continuó el afectado.\rOtra mujer, quien se identificó como Emma Gutiérrez, dijo que fueron más de 50 personas a las que, en un momento dado, los policías federales tenían contra el piso, con la nariz tocando la tierra. “Lo mismo mujeres, hombres y niños, a todos nos tenían apuntando con sus armas y nos gritaban groserías para que no nos levantáramos”, subrayó.\rSobre los presuntos abusos cometidos por los policías federales en el operativo para la captura de “La Barbie”, Emma Gutiérrez explicó que a una persona que se dedica –como la mayoría de este pueblo—a la carpintería, se le detuvo a bordo de una camioneta tipo pick up, cuando éste se dirigía a Toluca a comprar su materia prima y se le despojó de 160 mil pesos que había recibido de la Secretaría de la Defensa Nacional para fabricar unos muebles.\r“Le quitaron el dinero, lo pusieron de rodillas, le cubrieron la cabeza con una bolsa de tela, y lo tenían amenazado con rifles. Como les explicaba que él era trabajador y les pedía que le devolvieran el dinero que iba a utilizar para comprar la madera, pues lo tundieron a golpes, patadas y con las cachas y culetas de las armas”, indicó.\rPor esas arbitrariedades, exigió a la autoridad y a la Comisión Nacional de Derechos Humanos que se investigue a fondo y se sancione a los responsables. “Estamos de acuerdo en que la policía debe hacer su trabajo, pero no a costa de violentar los derechos de las personas”, puntualizó.\rEn su caso, “Oscar”, de 39 años, quien amaneció este martes con el rostro golpeado, tres “chichones” y un collarín en el cuello por los golpes que recibió en el “operativo” federal, dijo que “no se vale que la policía federal llegue a un pueblo pacífico y lo trastorne a trancazos y con amenazas”.\rExplicó que ellos lo único que hacen es trabajar, por lo que incluso dudó que en esa lugar haya realmente estado escondido un delincuente como “La Barbie”. “Aquí todos nos conocemos, nunca hubo alguien extraño al pueblo. Dudo que un delincuente de esos viviera aquí, porque, de ser así, nos hubiéramos dado cuenta”, concluyó.\r

Jueves 18 de Agosto del 2022 5:55 pm