Padecen Trastornos del Comportamiento Alimenticio 3.6 % de jovencitas

TOLUCA, México, 29 de Dic.- Ana Olivia Ruíz Martínez, autora de la investigación «Evaluación de Trastornos Alimentarios en Estudiantes de Preparatoria», advirtió que los Trastornos del Comportamiento Alimentario (TCA) son un problema de salud de difícil detección e intervención.\r\nLa especialista del Centro Universitario Zumpango de la Universidad Autónoma del Estado de México indicó que la anorexia y bulimia nerviosa, así como la sobreingesta de alimentos, son trastornos alimenticios que en su mayoría afectan a la población femenina en la etapa adolescente; modifican la personalidad y ponen en riesgo la salud de las mismas, al grado de ser susceptibles a padecer enfermedades psicológicas o provocar la muerte.\r\nExplicó que dicho estudio está enfocado a conocer de manera directa la problemática para identificar los factores biopsicosociales que pueden resultar en algunos de estos padecimientos, con la finalidad de prevenirlos y corregirlos a tiempo.\r\nEntre las técnicas utilizadas en un universo de 137 féminas, con un promedio de edad de 16 años, Ruíz Martínez señaló que se recurrió al Diagnostic and Statistical Manual of Mental Disorders, que establece el diagnóstico de la anorexia nerviosa sobre la base de los siguientes criterios: negativa a mantener un peso corporal, miedo a ganar peso o convertirse en obeso, alteración de la percepción de la imagen corporal y amenorrea.\r\n»Las chicas no pierden el apetito, sino que se imponen restricciones alimentarias, empezando por retirar de su dieta aquellos alimentos que consideran que tienen alto contenido calórico, consumiendo cada vez menor variedad y cantidad de alimentos, quedándose con una dieta escasa y mal balanceada», comentó.\r\nCon respecto a los principales resultados reportados en el proyecto de investigación donde también participaron los académicos Rosalía Vázquez Arévalo, Juan Manuel Mancilla Díaz, Xóchitl López Aguilar y María Trinidad Ocampo Téllez-Girón, de la FES Iztacala, Ana Olivia Ruíz Martínez destacó que 3.6 por ciento de las adolescentes estudiadas padecía algún trastorno; sin embargo, más de 10 por ciento contaba con sintomatología.\r\nPor otra parte, Ana Olivia Ruíz Martínez sostuvo que la bulimia nerviosa se caracteriza por atracones y uso de métodos compensatorios inapropiados, para evitar la ganancia de peso, donde la autoevaluación del individuo está comprometida de manera importante, con la figura y peso corporales. \r\nLos atracones, indicó, «son repetidos episodios de gran voracidad o ingestión excesiva de alimentos, periódicos, compulsivos y parecen preferirse alimentos altos en calorías; sin embargo, luego recurren a conductas compensatorias, como vómito, ejercicio excesivo, uso de laxantes o diuréticos; posteriormente, experimentan sentimientos de culpa, autodesprecio y depresión».

Viernes 21 de Enero del 2022 10:37 pm