Exigen aclarar asesinato de “Lupita”, muerta a pedradas en Huixquilucan

976 0

Agencia MVT / José Contreras Contreras

TOLUCA, México, 18 de Setiembre del 2017.- “¡Ni una más, ni una menos” Fue el grito de más de 50 vecinos del municipio de Nicolás Romero, quienes se manifestaron este lunes ante el Palacio de Gobierno, en la ciudad de Toluca, para exigir el esclarecimiento del asesinato de Verónica Guadalupe Benítez Vega, ocurrido el pasado 6 de junio del 2017, en la comunidad de San José El Vidrio.

Los manifestantes acusaron a la Fiscalía General de Justicia, específicamente a la Fiscalía Regional de Tlalnepantla, de negarse a realizar una serie de pruebas periciales que permitirían confirmar la presunta responsabilidad en el crimen de Luis Ángel Reyes Jiménez, con quien la víctima procreó un niño y con quien vivía cuando fue asesinada, hechos en los que, según indicios, habría participado también su suegra, la madre de su pareja sentimental.

Con pancartas y cruces de color rosa, los manifestantes solicitaron que se revise la carpeta de investigación LER/ HT/054/140825/17/07, la cual, aseguran, “se encuentra plagada de irregularidades procesales en busca de liberar y dejar sin castigo al presunto responsable: Luis Ángel Reyes Jiménez.

La joven Verónica Guadalupe Benítez Vega, conocida por familiares y amigos como “Lupita”, madre de un bebé de 3 meses, y quien no tenía mucho de haberse casado y mudado a vivir con Luis Ángel Reyes Jiménez, fue asesinada presumiblemente por éste y su madre, Gabriela Jiménez, a pedradas, a escasos 400 metros de su domicilio, en la comunidad de San José El Vidrio.

Sin embargo, después del crimen fue detenido el hombre, más no su madre, quien aún está prófuga, sin que se sepan hasta el momento las causas reales del homicidio.

Fue la familia de Benítez Vega quien denunció que el hombre, luego de iniciar la relación con Verónica, la sacó por la fuerza de la escuela, impidiéndole continuar sus estudios y amenazándola de que si usaba redes sociales o algún teléfono “la iban a matar”, manteniéndola incomunicada.

Dichos actos levantaron las sospechas de la familia hasta el pasado 6 de junio, cuando la joven de 21 años fue asesinada a golpes en la calle Guadalupe Victoria, en la comunidad de San José El Vidrio, municipio de Huixquilucan.

Los manifestantes dijeron que luego de la detención del sujeto las autoridades han entorpecido el proceso, sin que se dé una explicación hasta el momento de la investigación en curso.

Familiares y amigos pidieron justicia y apoyo de la sociedad civil, y anunciaron más movilizaciones para ejercer presión a las instancias legales para apresurar la sentencia de Reyes Jiménez y la detención de su madre.

https://www.youtube.com/watch?v=2bTuK-uztsQ&feature=youtu.be

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *