Alcalde de Tultitlán desvía recursos para proselitismo, aseguran

TULTITLÁN, México, 16 de Nov.- Marco Antonio Calzada Arroyo, presidente municipal de Tultitlán, fue acusado de presuntamente gastar alrededor de 20 millones de pesos, desde el mes de julio a la fecha, para promover como candidato a la alcaldía a Adán Barrón Elizalde, ex director de Desarrollo Social municipal y actual presidente del Comité Directivo local del Partido Revolucionario Institucional (PRI).\r\nSegún lo dieron a conocer habitantes de diversas comunidades inconformes con la administración de Calzada Arroyo, debido a la falta de obra pública y la inseguridad prevaleciente en la localidad, el edil «ha desviado recursos del erario municipal y del DIF para apoyar políticamente a su allegado».\r\nJuan Carlos Guardado, habitante de la colonia Lechería, afirmó que el alcalde dispone de todos los servidores públicos, desde directores de área hasta auxiliares, para que hagan proselitismo en favor del Presidente del Comité Directivo Municipal del tricolor.\r\nAgregó que en horario y días hábiles la hermana del munícipe, Leticia Calzada Arroyo, reparte despensas en las colonias Rinconada San Marcos, Izcalli del Valle, Fuentes del Valle, Solidaridad y en las de la zona oriente del municipio, con la finalidad de apoyar políticamente a Adán Barrón Elizalde\r\nA decir de los denunciantes, entre sus íntimos, Marco Antonio Calzada Arroyo, ha dicho: «lo que me cueste; pero mi muchacho va a ser», refiriéndose a que Adán Barrón Elizalde será el próximo candidato del PRI a la presidencia municipal de Tultitlán, para lo cual invierte recursos financieros, administrativos y humanos del erario en la campaña política del líder del tricolor tultitlenses, aseguraron.\r\nAcotan que Calzada Arroyo tiene un «cochinero» en el manejo de los recursos públicos, porque su hermano Arturo Calzada Arroyo, dueño de la constructora MAC, es proveedor de obras y materiales para la administración municipal.

Jueves 20 de Enero del 2022 7:34 am