Ahora se le murió un arraigado a la Procuraduría

TOLUCA, México, 21 de Abril.- Miguel Ángel Bernabé, de aproximadamente 35 años de edad, quién había sido detenido hace alguno días por la Procuraduría General de Justicia del Estado de México (PGJEM), fue encontrada sin vida en una de las habitaciones del hotel Antigua, que opera actualmente como Centro Estatal de Arraigos. El ahora occiso era investigado por su presunta responsabilidad en los delitos de robo y secuestro.\rFuentes de la Procuraduría General de Justicia del Estado de México señalaron que la muerte del señor Bernabé se debió probablemente a un infarto.\rNo obstante, un funcionario estatal que tuvo conocimiento del hecho y solicitó la reserva de su nombre, comentó: «confirmo la muerte, no así las causas. Hasta el momento no sabemos de qué murió, es todo lo que puedo decir».\rOtra versión extraoficial es que el arraigado se suicidó ahorcándose.\rEn el hotel La Antigua, ubicado sobre calle Miguel Hidalgo casi esquina con la avenida Isidro Fabela, hasta hace dos semanas, entre otras personas, estuvieron arraigados Lisette Farah, Mauricio Gebara y las hermanas Martha y Erika Casimiro, relacionadas con el caso de la niña Paulette.\rEl ahora denominado Centro Estatal de Arraigos se ubica a dos calles de las instalaciones centrales de la Procuraduría General de Justicia de la entidad, donde despacha Alberto Bazbaz Sacal.\rLos reportes señalan que Miguel Ángel Bernabé perdió la vida alrededor de las 16:30 horas del martes, cuando, según la fuente, fue encontrado sin vida por los elementos de la policía estatal y agentes ministeriales que resguardan el lugar las veinticuatro horas del día.\r

Martes 16 de Agosto del 2022 2:29 am