UAEM realizó simulacro operativo por explosión por acumulación de gas

175 0

Agencia MVT

  • El Instituto de Ciencias Agropecuarias y Rurales fue sede de este ejercicio en el que participaron los cuerpos de emergencia de la propia institución educativa, los Servicios de Urgencias del Estado de México (SUEM), Protección Civil de la entidad y el Cuerpo de Bomberos de Toluca, así como elementos de las policías municipal y estatal.

Toluca, México 20 de septiembre 2019.- En el marco de las actividades conmemorativas a los sismos del 19 de septiembre de 1985 y 2017, la Universidad Autónoma del Estado de México llevó a cabo un simulacro operativo por explosión por acumulación de gas en las instalaciones del Instituto de Ciencias Agropecuarias y Rurales (ICAR), ubicado en el Campus “El Cerrillo”.

Como parte de este ejercicio, fue simulada la explosión de químicos en los laboratorios de Bromatología y Edafología del ICAR, lo cual generó un incendio que dejó como resultado tres personas lesionadas con quemaduras de primer, segundo y tercer grado. Los lesionados recibieron los primeros auxilios en el lugar y, posteriormente, fueron trasladados a diferentes hospitales.

En punto de las 10:00 horas de este viernes 20 de septiembre se activaron las alarmas y con ello, las brigadas universitarias de búsqueda y rescate, así como de logística y evacuación; además, se solicitó apoyo para apagar el incendio.

En este simulacro participaron en tiempo real los cuerpos de emergencia de la propia institución educativa, los Servicios de Urgencias del Estado de México (SUEM), Protección Civil de la entidad y el Cuerpo de Bomberos de Toluca, así como elementos de las policías municipal y estatal.

La directora de Seguridad y Protección Universitaria, Griselda Camacho Téllez, indicó que para este ejercicio se eligió al ICAR debido a su lejanía de las bases de los cuerpos de emergencia y hospitales, así como por el manejo que en el inmueble se hace de sustancias químicas.

“El objetivo fue reconocer el tiempo de acción y reacción de las brigadas, del personal de la Dirección de Seguridad y Protección Universitaria y los universitarios en general ante diferentes eventualidades naturales o provocadas por el hombre que pueda poner en riesgo la vida de las personas”.

El simulacro, afirmó, fue enriquecedor porque nos permitió medir tiempos de respuesta ante estas contingencias, así como la comunicación y coordinación institucional con diferentes instancias para la salvaguarda de la comunidad universitaria”.

El director del ICAR, Francisco Herrera Tapia, y la investigadora y brigadista del ICAR, Julieta Estrada Flores, resaltaron la importancia de estos ejercicios porque permiten conocer el nivel de capacitación, así como identificar los errores que pueden cometerse ante la ocurrencia de un evento de esta magnitud.

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *