Se va la mitad del salario en transporte público, alertan trabajadores

234 0

Agencia MVT / José Contreras Contreras

TOLUCA, México, 11 de Septiembre del 2017.- Para quien gana un salario mínimo al día, equivalente a 80.04 pesos, el aumento autorizado al transporte público en el Estado de México le significará invertir prácticamente la mitad de sus ingresos solo para ir de su casa a la fuente de empleo, advirtió el secretario general de la Unidad Nacional Obrera (UNO), Francisco García Romero.

El dirigente sindicar subrayó que el incremento a las tarifas del transporte público de pasajeros que oficializó el sábado la secretaría de Movilidad del Gobierno del Estado de México es un golpe que desestabiliza la economía de la clase trabajadora y empujará a que los asalariados demanden una nueva revisión salarial.

“El trabajador que no solamente utiliza un transporte, sino dos o más, de acuerdo con el lugar donde habita y el lugar donde se va a trasladar para su fuente de trabajo, entonces para él sería un costo de 40 pesos diarios de pasaje, y si va a ganar 90 o 100 pesos, resultaría ganando 60 pesos, lo que es injusto”, precisó.

García Romero recordó que el salario mínimo vigente en todo el país es, a partir de diciembre del 2016, de 80 pesos con 4 centavos al día, lo que significa que quien toma cuatro camiones al día para ir a su empleo, estará gastando prácticamente la mitad de sus ingresos solamente en ese renglón.

“¿Y de qué va a comer ese trabajador, con qué va a enviar a sus hijos a la escuela, con qué va a sostener su casa, con qué va a vestir a sus hijos”, cuestionó el también dirigente de la Federación Obrera Mexicana (FOM).

“Los gobiernos deben hacer un análisis concreto en torno a esta situación, que es muy delicada, y es la que más pega en la economía de la sociedad, para que se convenga entre los empresarios transportistas o también puede ser muy prudente el que el gobierno invierta en transporte, para que se mejore la prestación del servicio, que sea adecuado, que sea humano, porque de verdad hay unidades de transporte público en pésimas condiciones”, acusó.

Recordó que su central de trabajadores también agrupa a concesionarios y operadores de transporte público, y aseguró que ellos consideran que el aumento a las tarifas no es del todo benéfico para el sector, pues podría sobrevenir una baja en la demanda; es decir, que la gente prefiera caminar antes que subirse a un autobús, por el impacto económico que representa la nueva tarifa.

“Los inversionistas del transporte se quejan de que las unidades del transporte son muy costosas, el mantenimiento es muy costoso, y que no les rinde previamente para lo que invierten en ese sentido, no les genera utilidad y que les genera pérdidas”, comentó.

García Romero propuso que el gobierno estatal invierta en transporte, lo que favorecería la modernización del sector, crearía fuentes de empleo, y permitiría que los usuarios reciban un mejor servicio.

“Si el gobierno se pone a la par en ese sentido, aparte de crear fuentes de empleo, se dará cuenta de lo que es la verdad en cuanto a las ganancias que genera el transporte”, dijo.

Related Post

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *