Cobran 352 millones de pesos comuneros de Acazulco por “daños” a tierras que no son suyas, denuncian

806 0

Agencia MVT / José Contreras Contreras

TOLUCA, México, 5 de Marzo del 2018.- Los presuntos comuneros de San Jerónimo Acazulco, municipio de Ocoyoacac, que representa el abogado Santiago Pérez Alvarado, ni son auténticos poseedores de las tierras, ni son indígenas y mucho menos están siendo afectados por la construcción del Tren Interurbano México Toluca, pero ya han cobrado más de 352 millones de pesos por supuestas afectaciones.

Así lo denunció Francisco Montes Juárez, Jefe Supremo de la Comunidad Indígena de Santa María Tepexoyuca, a la cual pertenecen originalmente las tierras que son reclamadas por quienes encabeza Santiago Pérez Alvarado.

En conferencia, a la que se presentó con más de 30 representantes de bienes comunales, Montes Juárez señaló que las obras del Tren Interurbano no han causado daños ambientales como lo asegura el abogado Santiago Pérez Alvarado, y aclaró que la contaminación que hoy presenta el río se debe a un drenaje que esas personas conectaron al cauce.

También acusó que la deforestación del bosque no la provocaron los trabajadores de la constructora del Tren Interurbano México-Toluca, sino que es provocada por los mismos pobladores de San Jerónimo Acazulco, quienes han talado sistemáticamente la parte alta del cerro y ahora culpan a la obra del sistema ferroviario.

Acompañado del abogado Gustavo Olivares Nateras, Director de Asuntos Jurídicos de la Central Campesina Cardenista (CCC), el dirigente indígena hizo una solicitud respetuosa al Gobierno del Estado de México para que “descongele” las carpetas de investigación que se han iniciado desde hace más de diez años en contra de los de Acazulco por delitos como despojo, lesiones, daños en propiedad privadas, por distintos enfrentamientos registrados entre ambas comunidades.

Advirtió que si las autoridades federales y estatales no remedian de una vez por todas ese añejo conflicto, podría registrarse pronto un nuevo enfrentamiento, con consecuencias que nadie desea.

Montes Juárez precisó que los pobladores de Acazulco cobraron primero 52 millones de pesos por presuntas afectaciones a sus tierras causadas por la construcción de la autopista Lerma-La Marquesa, y recientemente recibieron 300 millones de pesos de la constructora del Tren Interurbano México-Toluca.

En la conferencia se presentaron copias y fotografías de documentos y códices en los que se reconoce que los auténticos lugareños son los indígenas Tepanecas, quienes están reconocidos oficialmente como poseedores de los terrenos desde el año 1538.

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *